La identidad verbal y el copywriting

Identidad Verbal

Hoy abrimos uno de los melones más jugosos de todo el 2021, el de la identidad verbal. Esa vieja amiga para todo copywriter y que han pretendido descubrirnos (y cobrarnos miles de euros por ello) en 2020. Aquí termina la tontería.

 

La identidad verbal es el tono de voz de una marca, una forma metafórica que lo ilustra muy bien sería algo así: cómo se imaginan los clientes que es una marca si fuera una persona.

Si entras a la web de una marca y el mensaje de bienvenida dice: “Saludos querido lector, le damos la bienvenida a nuestro sitio web”. Piensas que esa marca, si fuera una persona, sería alguien formal y tal vez un poco moñas.

Si el mensaje de bienvenida dice algo como: “¡¡¡Oye, oye, oye, oye, wassaaaaaaaaaap, acabas de aterrizar en mi WeBssiITTTEE !!!!!”

El tono de voz hace parecer a la marca alguien informal, joven y alocado.

Hay muchos tonos de voz diferentes, (tantos como personas y marcas existen), en este caso ambos ejemplos transmiten el mismo mensaje, pero de una manera muy diferente.

Uno de estos saludos sería apropiado para un blog personal, pero no para un gran sitio web financiero.

El Máster de Identidad verbal es el lado de la calle paralelo al Brander Digital – Patricio Fernández

 

Lo de la identidad verbal: tan antiguo como el copywriting

La identidad verbal no es sino una parte más del branding. De hecho, es la herramienta que permite a las marcas transmitir sus mensajes y comunicar de una forma propia y estratégica, creando las percepciones adecuadas entre sus diferentes públicos, alineadas siempre a su propuesta de valor y personalidad.

La identidad verbal de marca, es algo básico y fundamental para el trabajo de los copywriters. Quizás no tanto para los redactores de contenido, que pueden hacer artículos o contenido en relación a un tema, pero sin usar específicamente la voz o el tono de la marca, aunque si es una marca personal es imprescindible también para ellos.

Como el copywriting es la redacción de mensajes publicitarios, la identidad verbal forma una parte muy importante de la estrategia de comunicación y branding de una marca para vender.

El branding de una marca, en cualquier caso, está formada por varios pilares como:

  •       Visión, misión y valores de una marca, una cosa que suele estar en el manual de marca.
  •       Experiencia del cliente, lo que quieres que sientan los clientes al relacionarse con tu marca, con tu tienda, tu establecimiento o web.
  •       Logotipo, la parte gráfica de la marca.
  •       Selección de colores. Los colores que van relacionados con lo que queremos transmitir.
  •       Tipografía
  •       Identidad verbal. La comunicación, el lenguaje con el que se expresa siempre una marca.

La identidad verbal y la voz de marca es cómo comunicamos, qué palabras, tono y ritmo usamos. Es todo lo que queremos transmitir a través de la palabra tanto escrita como hablada.

A la hora de escribir para un cliente, es necesario pasarle un montón de cuestionarios, así como investigar por tu cuenta. Además, deberían enviarte material escrito ya publicado de la empresa para analizarlo con lupa.

Debes entrevistarles, escucharles, tomar nota, descubrir qué palabras usan más, si a menudo tiran de modismos o dejes típicos de la zona en la que viven, etc.

La idea es que al final de este trabajo de investigación, el copywriter es capaz de redactar y crear mensajes persuasivos que vendan respetando la identidad verbal del cliente y que suene 100% como la voz de la marca.

En el Aló, Copywriter con Justin Blackman ya vimos cómo escribir respetando la identidad verbal de la marca y haciéndolo con personalidad. Al final se trata de buscar la máxima coherencia para ser reconocibles en cualquier medio.

Una marca debe sonar y expresarse con una sola voz, es decir, mantener una unidad entre todos los mensajes que se emiten: redes sociales, newsletters, correos electrónicos pasando presupuestos, el lenguaje que se usa en los videos, eslóganes y demás comunicaciones internas y externas de una marca o profesional, para que siempre sea reconocible.

Lo de “creador de identidade verbales” es el paso al siguiente nivel tras una epifanía leyendo un manual de marca – Noemí Carro

 

Lo del Máster en Identidad Verbal

Vale, una vez aclarado el tema de qué es la identidad verbal, vamos a abrir el cajón desastre del vendehumismo (de nuevo).

En el panorama del copywriting de habla hispana se ha hablado demasiado, en el último año, de la identidad verbal.

Se ha hablado tanto del concepto que ha quedado totalmente prostituido y enterrado detrás de un montón de humo repartido por todos aquellos que aseguran poder enseñarte a “crear identidades verbales”.

¿Cómo decirlo finamente? Las identidades verbales tienen tantos años como el márketing y crearlas es un proceso complejo que requiere de un trabajo pormenorizado y muy profesional.

Ahora llega Haizea de Pedro y te dice que esta es la nueva profesión y te vende un supuesto master que por más de 1.000 para ser “creador/a de identidades verbales”. Vamos, no me jodas.

La identidad verbal es algo que los copywriters tenemos que hacer sí o sí con el cliente desde que empezamos a trabajar escribiendo, porque vamos a hacerlo para otros y vamos a tener que asumir la personalidad de otros escribiendo como si fuéramos ellos.

Hay marcas muy grandes que ya cuentan con una guía de identidad verbal pero no es lo más habitual y desde aquí te recomiendo que hagas una cuanto antes.

O en caso de hacerlo para nosotros mismos, encontraríamos nuestra identidad verbal con el tiempo, más pronto que tarde, si al comunicar eres coherente contigo mism@.

Entonces, que no te vendan que con lo de “creador de identidades verbales” están inventando la rueda. Es solo una pieza más dentro del engranaje que mueve toda la corriente de vendehumismo que anda suelta por Internet.

Si quieres aprender consejos verdaderamente valiosos para aprender a trabajar la identidad verbal de tus clientes, o la tuya propia, en mi newsletter dejo píldoras, consejos e historias que te ayudarán a ser mejor copywriter, lo que por consiguiente te llevará a trabajar mejor la identidad verbal de tus clientes. 

Además, vas a disfrutar de una cosita muy divertida que me he inventado que se llama secuencia divergente que es la repanocha.

Lo del nivel en la formación de copywriting en español

Lo de la formación en español

La formación de copywriting en español lleva tiempo en entredicho y no es para menos. Una ojeada a los cursos que más marketing hacen, que más ads pagan para que te asalten entre videos de Youtube y en las RRSS, te puede volver loc@. Hoy vamos a ver por qué pasa esto y cómo podemos evitarlo.

 

En el caso de la formación dirigida a redactores, copywriters y todo aquel que quiera “vivir de escribir” encontrarás demasiado contenido copiado de los americanos, en el que no hay atribución, no se potencia el escribir y te regalan plantillas para “hacerte la vida más fácil”.

Por eso se dice que la mayoría de cursos de copywriting en castellano son una basura.

Por ese motivo y por muchos más, porque la fiebre del Product Launch Formula ha llevado a muchos a lanzar formaciones de copywriting cuya única función es que te dieras cuenta del sistema que te había atrapado, para entonces atrapar tú a otros con el mismo y así hacer una especie de sistema piramidal.

Esto hace que gente con poca formación y recorrido real, pueda en unos cuantos meses recibir, crear y vender una formación para copywriters que huele a cerrao.

Los hay, además, que saben cómo hacer del producto de mierda que venden algo que pasa por un high-ticket y como invierten potente en publicidad, al final venden.

Y esto no hace más que alimentar la rueda, al tiempo que se devalúa la profesión, con cada vez más pseudocopys pululando por la web, intentando juntar letras durante toda la semana para sacar algo de pasta que les ayude a pagar el recibo de la luz y aguantar un mes más en la lucha.

 

Se copia mucho de los americanos

Es un tema que vengo repitiendo en este blog desde el principio. Muchos copywriters españoles están fijándose demasiado en las fórmulas ganadoras de los copywriters norteamericanos y replicando sus formaciones.

Esto es algo que se ha hecho toda la vida con todo. Pero aquellos que lo están haciendo ahora, no son centros de estudios reglados, sino autónomos que quieren ganar pasta y rápido, por lo que muchas veces esa traducción de la formación no llega a ser del todo útil.

Porque nuestros mercados son distintos y porque ellos llevan en esto más tiempo que el hilo negro y su mercado ya es menos sensible a ciertas técnicas que aquí siguen funcionando.

Al final con un copy-paste traducido no estás formando a alguien correctamente si no extraes la enseñanza de lo que el americano de turno predica para aplicarlo en tu mercado.

 

Se tira demasiado de plantillas

Estas formaciones se centran muy a menudo en fórmulas y plantillas prediseñadas, que es algo que allí la verdad es que ha funcionado y funciona perfectamente, pero en castellano es otro tema totalmente distinto.

Y la única verdad, es que la mejor fórmula para aprender copywriting es escribir, escribir, escribir. También leer, pero no los 7, 9 o 29 módulos del curso de turno, sino las obras de referencia para el sector, los libros que cuentan todo lo que debes saber para empezar y para seguir adelante.

Eso no te lo cuentan en muchos cursos. Que totalmente gratis en internet, o por menos de 200 euros, puedes adquirir todos los libros imprescindibles que, si los lees, si realmente los devoras una y otra vez, y practicas lo aprendido con verdadera pasión, te convierten en el mejor copywriter que puede haber en la faz de la tierra. Eso es así, ya te lo dije en el “Curso de Copywriting más barato de la historia”.

 

No se potencia el aprender a escribir para clientes

Nuevamente, el final del funnel en el que te meten la mayoría de vendecursos de copywriting solamente lleva a una salida, que hagas tú otro embudo de ventas para ganarte la vida de la misma forma que a ti te han sacado los cuartos hace solo unos meses.

En lugar de ponerte en contacto real y directo con clientes, te meten en concursos estúpidos, en los que es imposible aprender y disfrutar de una corrección personalizada.

Si realmente estás buscando alguien con experiencia que te guíe asegúrate de que lo va a hacer esa persona directamente, y por eso más que un curso, lo que puedo recomendarte es una mentoría.

Mientras tanto, tienes a los mejores copywriters mandando newsletters que, tanto si estás empezando como si simplemente quieres estudiar y aprender, puedes suscribirte, en “Las mejores Newsletter” tienes unas buenas sugerencias para empezar.

Y si quieres recibir consejos atípicos en tu correo cada poco, puedes suscribirte a mi newsletter atípica.

Aquí abajo, tienes la cajita. 

Aló, copywriter con Jo Watson

Entrevista a una copywriter especialista en dotar a las marcas de una personalidad increíble gracias a las palabras. Volvemos a explorar el copywriting británico de la mano de Jo Watson.  

 

Hoy te presento una de las entrevistas más divertidas que he tenido el placer de hacer en Aló, copywriter. Pienso que es una especie de gemela británica mía y por eso siento una conexión muy especial con ella.

Además, es una pedazo de crack del copywriting con una historia fascinante, de la que podemos aprender mucho.

Ponte cómodo y atento, porque aquí tienes uno de los Aló, copywriter con más valor por segundo de vídeo. ¡Dale!

 

¿Quién es Jo Watson?

Jo Watson, Bolton, Lancashire sabe hacer tres cosas a la perfección: escribir, contar historias y tener un impacto inmediato en los lectores.

Ghost-writer, copywriter, experta en gramática… Jo es, aunque no se siente así, toda una influencer y una especie de celebridad en LinkedIn, donde con cada una de sus publicaciones se arma un buen quilombo.  

La que un día fue profesora, fue introduciéndose poco a poco y de una forma natural (aunque muy especial) en el mundo del copywriting hasta convertirse en lo que es hoy: una de las copywriters de referencia para miles de redactores publicitarios de todo el mundo.

Y menos mal que se dio este cambio. Amante de las palabrotas, el sarcasmo y los juegos de palabras Jo tiene un sentido del humor muy oscuro y con tendencia a hacer muchas bromas inapropiadas.

En su web agoodwriteup.com tiene todas las señas para contratarla y contactarla. También puedes suscribirte a #GodDamnInspiration, su membresía mensual en la que comparte ideas, post, comentarios y todo tipo de actividad con su comunidad.

Espero realmente que puedas disfrutar de toda su esencia en esta entrevista/charla de colegas, en la que tocamos muchos palos importantes para tu carrera como copywriter.

 

Además, en este Aló, copywriter vas a descubrir:

  • Como Jo Watson se convirtió en copywriter.
  • Lo que hizo cuando 3 semanas después de dejar su trabajo como profesora para dedicarse 100% al copywriting descubrió que estaba embarazada, trastocando todos sus planes.
  • Cómo pudo encontrar su voz y estilo único.
  • Cuál es su estrategia para destacar de una forma especial en LinkedIn.
  •  Aquello sobre lo que odia escribir y las líneas rojas pone para las peticiones de algunos clientes

Y mucho más.

 

Espero que disfrutes de este Aló, copywriter in inglish pitinglish (con subtítulos en castellano)tan revelador para tantos y tantos copywriters autónomos que nos dejamos la piel cada día en este oficio.

 

Por cierto, si todavía no te has suscrito a mi newsletter, ya estás tardando.

¿Acaso no quieres recibir consejos, truquis e historias para ayudarte, inspirarte y entretenerte en tu meteórico ascenso hacia la cima del copywriting? 

Si te gusta la idea, aquí abajo está la cajita.  

Lo de las faltas de ortografía en el copywriting

Hoy abrimos el melón de las faltas de ortografía en el copywriting.

Recordamos un Destripando copys de Instagram en el que destrocé los argumentos de gente que dice que para vender más, las faltas de ortografía y gramática pueden beneficiar.

 

“No sé por qué hay tantos #copywriters empeñados en dar lecciones absurdas para escribir literatura.

La #gramática está genial si eres novelista. Pero para que alguien te COMPRE hay que escribir como se habla. Y en esto, ni los de Valladolid se salvan.”

 

Esta fue la perla que me encontré un buen día en nuestro querido LinkedIn. Una red social capaz de sacar lo mejor y, a veces también, lo peor de cada uno de nosotros como profesionales.

Profesionales, por decir algo, porque dedicarte al copywriting y salir con una barrabasada como esta, desprestigiando a los que defendemos la corrección gramatical y el cuidado de la ortografía, es una estupidez.

 

Cállate la p*ta boca

En su día, ya le dije que eso que decía me parecía “una chorrada como un piano”.

Y es que, “escribir como se debe es obligatorio y no se solapa con vender mucho y bien. Escribir correctamente no es algo propio de la literatura o las novelas.

Y hay muchos copys que cometen más faltas de ortografía que el común de los mortales.

Escribir como se habla, por supuesto, pero con faltas de ortografía y gramática, nunca.

Eso no se debería permitir.

Defender la mediocridad, tampoco”.

 

Las faltas en el copywriting

Hay que escribir como se habla.

Por supuesto, pero eso no quiere decir que se cometan faltas de ortografía y de gramática porque algunas personas se expresen mal hablando.

Se puede reducir la complejidad del lenguaje y el mensaje hasta que resuene con la base cultural más básica (en lo que se refiere a conocimiento y uso de la lengua), y aun así, respetar las reglas gramaticales y ortográficas.

A veces, los briefings y estudios del buyer persona nos sugieren la necesidad de bajar el nivel de palabras cultas y lenguaje rimbombante para llegar a un target con un menor nivel cultural o académico.

Pero para vender, se trata de ser persuasivo, sin que por ello tengas que cometer faltas de ortografía.

El caso es que este comentario lo hizo una persona que es ferviente seguidor de Isra Bravo y Ben Settle, que son dos figuras relevantes en el mundo del copywriting que abogan por preocuparse de vender y no centrarse en las reglas gramaticales.

Ok perfecto, pero de ahí a defender la ignorancia, el fallo aposta, las faltas y errores en los mensajes porque sí es de mediocres, es una tontería y es una falta de respeto a la persona que recibe ese mensaje.

Y lo que no puede ser es que te metas con otros compañeros por prestarle atención a la lengua. Si puedes corregir tus textos y cometer el menor número de faltas de ortografía posibles, se puede vender igual.

 

«El cliente no es estúpido, es tu mujer; no insultes su inteligencia»

Ese es el mensaje que debe quedar a cualquier copywriter que se cruce con este tipo de discursos peligrosos.

Hay mucho talibán suelto por redes sociales como LinkedIn, que deciden tomar un rol de cuñao tocapelotas porculero, y que se posicionan en el sentido de decir barbaridades, tanto en sus publicaciones como en sus newsletters. Querrán así generar interacción, impacto, polémica, no sé.

Pero es peligroso.

¿Has tenido una falta de ortografía en una publicación, un post o una newsletter?

Pues no pasa nada.

El mejor corrector ortográfico siempre digo que es publicar. Es la mejor forma de ser consciente y ver todos los errores que has cometido. La próxima vez, estarás más atent@.

Pero de ahí a cometer faltas y errores de gramática adrede y defenderlo como un potenciador de venta es de ser estúpidos. Puedes vender a pesar de tener faltas, pero pensar que eso te ha beneficiado es, bueno, se describe por sí mismo.

Lo gracioso del tema, es que este provocador ha querido sumarse al carro del mencionado Isra Bravo, que a veces ha cometido faltas, y que lo que él ha expresado es que “eso no le ha supuesto ningún impedimento para vender” y que no le preocupa.

Pero lo cierto es que nunca ha afirmado que las faltas de ortografía y gramática puedan ser beneficiosas:

Hay muchas formas de detectar a un copywriter novato.

Y en contra de lo que opina mucha gente no son las faltas de ortografía, (esto es demasiado evidente, pero lo digo)

      Isra Bravo

En contra de lo que este sujeto de LinkedIn afirmaba, la gramática y la corrección en los textos no son solo para novelistas y literatos.

Y escribir como se habla no significa que debas cometer faltas de ortografía o gramática.

Pero te voy a contar una forma de vender con faltas de ortografía que seguro que no conocías.

El genio a cargo de este anuncio es el grandísimo Joe Sugarman.

faltas en el copywritingEscondió veinticinco faltas de ortografía en el anuncio, prometiendo que descontaría 10 dólares por cada una que el cliente demostrara, rodeándolas y enviándole el anuncio.

Entonces podrías comprar una máquina de ejercicio carísima por mucho menos dinero. 

Una genialidad que trato en mi Curso de copywriting más atípico de la historia.

 

En conclusión: cuidar y respetar las normas ortográficas y de gramática no puede ser en ningún caso, un impedimento para vender, así como tampoco una falta de ortografía va a arruinar la reputación de un copywriter o el % de conversión de una carta de ventas en exceso.

Para escribir como se habla y conectar con el lector, por muy poco nivel de lenguaje que tenga, no implica cometer faltas de ortografía, ni errores gramaticales.

Salvo que seas Sugarman y hagas lo que te sale del moño porque puedes.

Si quieres otros consejos menos obvios que todo esto que te he contado, tengo una newsletter a la que puedes suscribirte y te llegarán cada poco a tu bandeja de correo electrónico. ¿Te apuntas? Aquí abajo, la cajita te espera.

Diferencia entre el copywriting de agencia o creativo y de respuesta directa

Copy creativo vs copy respuesta directa

Hoy nos ocupamos de remarcar las diferencias entre los copywriters creativos de agencia y los especializados en el marketing de respuesta directa. ¿Qué los une y qué los distingue? ¿Se deben complementar?

 

Es importante llamar a las cosas por su nombre y no creer que todos los copywriters son redactores en general y como tal pueden escribir cualquier pieza de contenido, sea cual sea el objetivo final.

No aceptar la diferencia entre distintos tipos de copywriters, como los creativos y los de respuesta directa, no es más que un signo de ignorancia para justificar la contratación de un redactor de menor precio en lugar de pagar por los servicios de un profesional.

 

Hay que dejar claro, que dentro del copywriting, hay varios submundos, y dos de los principales son el copywriting creativo o de agencia y el copywriting de respuesta directa.

Los objetivos a los que pueden ayudar dentro de una campaña de marketing son bien distintos.

Por eso es importante conocer de qué trata exactamente cada campo y qué podemos esperar de un copy creativo, así como del especializado en la respuesta directa.

 

El copywriting creativo, o de agencia

Se conoce de esta forma porque es el que, mayoritariamente desarrollan en las agencias los copywriters que trabajan en campañas para crear conciencia de marca.

El trabajo del creativo se basa en mejorar la reputación de marca, las campañas suelen ser bastante más grandes que las que contratan a copywriters de respuesta directa, o marcas de más renombre.

El anuncio de Coca-Cola de cada Navidad, un anuncio de Audi presentando su nuevo coche, etc. La mayoría de anuncios que ves en medios impresos o la televisión, son de marketing creativo o de agencia, no de respuesta directa.

El copywriting creativo produce piezas audiovisuales o escritas de carácter informativo o narrativo y están diseñadas para captar la atención e inspirar al consumidor. Su objetivo es familiarizarlos con la experiencia de marca. 

El copywriting de agencia no suele producir anuncios de venta directa y se suelen centrar en elementos demostrativos, evocadores e inspiracionales en lugar de llamadas a la acción.

 

El copywriting de respuesta directa

Este es el que practico yo, con el que me gano la vida (menos cuando escribo estos post, eso es más conciencia de marca que respuesta directa, aunque al final sí que te pongo un CTA en toda la cara…), y el que más me gusta.

El copywriting de respuesta directa no tiene nada que ver con el copywriting creativo, aunque esto no quiere decir que no pueda ser creativo el texto de un mensaje de respuesta directa. ¿Me explico?

La redacción de contenidos publicitarios de respuesta directa anima a los usuarios a realizar una acción en el momento. 

Un copy de respuesta directa no está creando un conocimiento general de un producto, está alentando a los usuarios/lectores a llevar a cabo acciones inmediatas. El copy presenta un contenido claro y eficaz sobre el producto o servicio que ofrece. 

 

Aprendiendo las principales diferencias entre copy creativo y copy de respuesta directa

 

El estilo de redacción

Una de las diferencias clave entre los dos tipos de copywriting, es el sentido de honestidad y franqueza que transmite el texto. Me explico.

El copywriter creativo aludirá a la marca mientras transmite otra información que puede o no tener que ver con el producto que se publicita.

El anuncio creativo tiene perfectamente alineados los elementos imagen, copy y sonido para transmitir una serie de valores subconscientes que logran comunicar la esencia de la marca

La redacción de textos publicitarios de respuesta directa por su parte, se diseñarán específicamente para persuadir al cliente potencial de que tome una acción mediante un CTA o Call To Action.

 

El objetivo que persigue

Por supuesto, la redacción de textos publicitarios de respuesta directa tiene, como su propio nombre indica, que conseguir una acción directa e inmediata. 

Por el contrario, el copywriting creativo se enfoca más al largo plazo, tratando de alimentar la confianza, la conciencia y la autoridad de marca. Tiene el objetivo de educar y hacer que los clientes potenciales conozcan una marca o negocio. 

 

La extensión

Por norma general, el copywriter de agencia tendrá que dar vida a una frase, un eslogan o concepto que evoque la esencia del producto o la marca. La extensión del copy será mínima.

El marketing de respuesta directa, precisa de un copywriting más extenso, en el que se detallan las características y los beneficios de lo que se publicita. Además, se pide al lector o usuario que participe, tomando acción de la forma que se especifique.

 

Las funciones del copywriter creativo y de respuesta directa

Todo el contenido que redacta un copywriter está enfocado a cumplir un propósito específico.

 

VENDER.

 

La gran diferencia entre un redactor publicitario y un escritor creativo es que los copywriters de respuesta directa crean contenido centrado en las acciones, mientras que los copywriters creativos crean contenido centrado en el usuario y la percepción que este debe tener de la marca o producto.

Puede que esto no parezca una gran diferencia, pero en realidad es enorme aunque ambos vendan.

Si un cliente desea que el contenido que redacta un copywriter obtenga resultados o que el lector realice una tarea específica, necesita un copywriter de respuesta directa.

Si desea que el contenido que redacta su copywriter entretenga y consiga una conexión potencial con el lector, el cliente necesita un copywriter de agencia o creativo.

 

En cualquier caso, ambas disciplinas, aunque distintas, deben complementarse. Y todo copywriter que se precie, debe aspirar a dominar ambas vertientes del copywriting.

Porque un copywriter de respuesta directa creativo, será mejor. Por su parte, un copywriter creativo de agencia debe de conocer las claves del copywriting de respuesta directa.

De hecho, el gran David Ogilvy decía que todas las personas que trabajan en una agencia de publicidad, deben dominar el marketing de respuesta directa, enfocado a la venta.

De esta forma cumplirán mucho mejor sus objetivos creativos, al basarse en unos fundamentos que beben de la psicología humana y los deseos velados de los lectores.

Y como de deseos velados, técnicas persuasivas, neuromarketing y copywriting de respuesta directa hablo mucho en mi newsletter, seas el tipo de copywriter que seas, te vendrá bien estar suscrito. ¿Qué me dices? ¿Te animas?

Las mejores newsletter sobre copywriting para suscribirte desde ya

Las mejores newsletters de copy

Le doy un repaso de las mejores listas de correo electrónico a las que debes suscribirte si quieres recibir gratis (o no) los mejores consejos sobre copywriting.

 

Se podría decir que las newsletters están de moda. 

No el hecho de las newsletter en sí mismas, sino la práctica conocida como: email marketing o “trabajar la lista”, así entre tú y yo.

Las newsletters son tan antiguas como el polvo, pero parece que en los últimos años y, sobre todo, a raíz de la pandemia, cada vez más gente se ha lanzado al ruedo de publicar newsletters.

En el caso de los copywriters no se trata de un email marketing abiertamente comercial 

Nada de boletines plantillescos, con una maquetación de los productos/servicios con un botón de CTA.

No.

Cuando te suscribes a la lista de un copywriter recibes correos electrónicos que, por lo general, te entregan historias, anécdotas, hechos curiosos e información de valor.

Por lo general también, suelen intentar “venderte sin vender” en cada correo, y por lo general, suelen conseguirlo con bastante más asiduidad que las marcas comerciales con sus boletines de fábrica.

Repito, por lo general.

A continuación, te menciono y analizo brevemente (las que para mí son) las mejores listas de correo a las que puedes suscribirte para aprender copywriting de los copywriters más TOP del momento.

 

Las mejores newsletter sobre copywriting en español

Isra Bravo

Suscríbete aquí.

Empezamos con uno de los platos fuertes de la lista. 

Uno de los copywriters referencia para muchos profesionales del sector y dueño de una lista de correo electrónico, como él mismo dice, para atrevidos.

Isra te vende en todos sus correos y no se esconde. En su lugar utiliza historias, metáforas y anécdotas que conecta con sus productos de una forma magistral.

Y siempre con un enlace a un curso o formación en la que te enseña copywriting para email marketing, para cartas de ventas, para hilar las historias con lo vendas tal y como él mismo hace.

Como hace otro no.

Como lo hace él. Isra. 😉

Mucho valor y unos correos que todo copywriter debe recibir al menos durante una temporada, para ver cómo se desenvuelve un maestro de esto.

 

Álvaro Sánchez

Suscríbete aquí.

Álvaro Sánchez no es copywriter, tampoco es un SEO al uso. Es, como él mismo se define, un buscavidas online.

En su empeño por encontrar la fórmula que le lleve directo al Lambo (el coche carísimo que quieren los gurús), Álvaro ha creado un estilo y un método, el del Funnelizer Manager Digital.

Se basa en unas secuencias de correo electrónico con un nivel de copywriting nunca antes visto en castellano. 

Y el cabrón todavía dice que no es copy.

Tiene una lista gratuita en la que puedes aprender y deleitarte con su estilo, sus historias y su forma de bajar a tierra conceptos complejos sobre copywriting, persuasión y ventas.

Pero toda su secuencia apunta a su proyecto madre, una lista de correo electrónico de pago en la que me inspiré para crear mi “Curso de copywriting más atípico de la historia”.

Si entras, aprenderás más sobre persuasión que el 99% de los profesionales que hay en el mercado. 

Valor a raudales y análisis de las principales obras para aprender a cambiar el marco de pensamiento de las personas a través de la comunicación. 

Sentirás que estás pagando poco.

 

Inés Díaz

Suscríbete aquí.

En su lista de correo, Inés aporta valor a raudales con los mejores consejos para conseguir un copywriting altamente persuasivo y diferente.

Me gusta porque tiene un copy atípico y fresco. No se anda por las ramas y te cuenta las cosas de una manera divertida pero clara que te dan más ganas de saber más.

Una copywriter de los pies a la cabeza a la que da gusto leer y seguir.

Suscríbete y empieza a recibir sus correos persuasivos que te enseñan a vender con precisión de francotirador.

 

Belén Doncel

Suscríbete aquí.

Emails locos y didácticos, con una prosa ligera y llena de frescura que te dejarán, cada 2 o 3 días alguna perla en tu bandeja de entrada.

Yo la adoro fuerte porque, además de haber sido mi alumna, es una de las mejores copywriters en español que conozco.

 

Y punto.

 

Belén se aleja de regalar frases motivadoras porque sí, plantillas, regalitos y colores, ella pasa de todo eso y lo demuestra con unos correos directos al hígado que merecen mucho la pena.

Durante la mentoría me fue explotando la cabeza de sesión en sesión y créeme que soy un hueso muy duro de roer.

Suscríbete y me cuentas.

 

Pedro Carreño

Suscríbete aquí.

Este copywriter, diseñador web y (casi) adicto al café te recibe con 15 emails en 15 días sin pelos en la lengua.

Rockero de corazón, amante de la música de los Beatles, ha construido su negocio como copywriter con ritmo, buen hacer y constancia.

En sus textos, encontrarás valiosísimas lecciones de cómo tratar a tus clientes, cómo vender más y claves para conseguir un discurso más persuasivo. 

Como él mismo dice: “Consejos sobre copywriting, diseño web o estrategia digital. Pero, sobre todo, ideas e historias para ayudar a que vendas”.

 

Las mejores newsletter sobre copywriting en inglés

Robert Allen

Suscríbete aquí.

El copywriter de los 9K en 30 días como freelance tiene una newsletter en la que aporta consejos, inspiración y casos prácticos para ayudar a los copywriters y/o redactores de contenidos freelance.

Además de esto, te manda reseñas de recursos de redacción publicitaria y libros que son una gran fuente de conocimiento para los emprendedores y especialmente los que se dedican a vender con palabras.

 

Daniel Throsell

Suscríbete aquí.

Apriétate el cinturón y agárrate bien al asiento, porque cuando dejas tu correo en la cajita de suscripción a la lista de este australiano loco, con cara de no haber roto un plato, se viene una buena.

Más concretamente una de las secuencias de bienvenida más surrealistas que puedes encontrar. 

Creador de la “secuencia paralela de bienvenida”, tienes que experimentarlo para saber de qué se trata. 

Solo puedo asegurarte que quedarás fascinado. Puedes dejarme en comentarios el tiempo que estuviste enganchad@ la primera vez que empezaste a leer.

 

Lewis Dalton

Suscríbete aquí.

Otro nombre que pasó por Aló Copywriter y que nos dejó a todos boquiabiertos con su desparpajo y ese toque cockney de Yorkshire.

Entrar en su lista de correo significa recibir 1 o 2 correos por semana en los que encontrarás historias, anécdotas y una forma de expresarse tremendamente directa y particular que acompañan buenos consejos sobre copywriting y marketing a nivel más general.

Te aseguro que su estilo socarrón e hiperdirecto puede provocar la sonrisa más de una vez.

 

Justin Blackman

Suscríbete aquí.

Este copywriter es, simplemente, distinto. 

Procedente del mundo del guión y la comedia, tiene una forma de interpretar el storytelling que es puro arte.

En su newsletter encuentras muchas ideas para definir tu propio estilo como copywriter, píldoras de información, recursos útiles y todo ello acompañado de las historias y reflexiones de uno de los copywriters más ingeniosos que conozco.

 

Ben Settle

Suscríbete aquí.

¿Qué vamos a decir a estas alturas de “ElBenbo”? Así es como se hace llamar este copywriter canalla a más no poder.

Suscribirse a su lista de correo es droga pura y de la buena, hay que estar preparado. Es solo es para valientes. 

Además, sus consejos están enfocados a copywriters con cierto bagaje en sus carreras, por lo que puede ser un café demasiado fuerte para neófitos.

Los que se atreven, disfrutan de una cantidad ingente de correos todos los días, con sus historias y lenguaje tan particular. 

En ellos, te enseña cómo se lo monta un vendedor despiadado a través de un sistema que consiste en “vivir de tu lista”.

Un pionero en poner en práctica un sistema y una forma de comunicar que cada vez está usando más gente en todo el mundo. 

Prepárate también para que te venda, porque si algo tiene el bueno de Ben, es que no se cansa de sacar productos y de venderlos en todos sus emails.

 

Eddie de Very Good Copy

Suscríbete aquí.

De todo el listado, Eddie es quizás el que envía una newsletter más al uso. 

Pero en ella, te da pie a la cantidad de contenidos que cada semana se publican en su proyecto principal “The Very Good Copy”.

Suscribirse es tener acceso a contenidos sobre copywriting, persuasión y marketing de alto nivel a través de entrevistas, vídeos, artículos y recursos. 

Una fuente de información de primera calidad, imperdible para cualquiera que esté empezando a formarse en copywriting.

 

David Deutsch

Suscríbete aquí.

Copywriter de respuesta directa con más de cuatro décadas de oficio a sus espaldas. 

A pesar de todo, su redacción es fresca y dinámica, llena de consejos y matices de un alto nivel.

Basta con leer unas cuantas líneas, para saber que estás frente al trabajo de un copywriter que sabe lo que se hace. 

Trabajó con David Ogilvy y para un buen puñado de empresas del Fortune 500. Tener a alguien así hoy en día con una lista de correo a la que suscribirse, es un auténtico lujo.

 

Tal y como señalaba la gran Chus Naharro en su estudio de newsletters, en el último año y medio se ha notado cierta burbuja de newsletters, sobretodo en el mundo del copywriting.

Espero que este contenido te haya servido para anotar las más interesantes. Puedes (ejem, deberías) suscribirte si eres un redactor o copywriter que quiere aprender de los mejores.

Y ya si quieres rematar la faena, puedes suscribirte también a la mía, en la que te prometo atípicos consejos, reflexiones y truquis para desenvolverte y crecer en este bonito mundo del copywriting. ¡Enga, vente!

¡Aló, copywriter! con Roy Furr

Una entrevista en profundidad con un copywriter y empresario increíble, que lleva desde el año 2005 trabajando en marketing de respuesta directa y que, desde 2014, no para de hacer programas, cursos y asesoramiento a otros copywriters.

¿Quién es Roy Furr?

Roy Furr se inició en el copywriting tras haber ido a la escuela de psicología y especializarse en escritura. Su primer trabajo tras licenciarse fue respondiendo a las llamadas de la empresa local de gas natural del centro de atención al cliente.

En el tiempo entre llamadas empezó a leer “The Wealthy Writer” un libro que le cambió la vida y que le abrió los ojos para empezar a ganarse el pan a través de las palabras.

Era principios de 2005 y se dio cuenta de que había quedado prendado del copywriting de respuesta directa.

A finales de año consiguió trabajo en el departamento de marketing de una empresa de informática, y para 2010, cuando terminó su trabajo en ella, había conseguido que la compañía triplicase su tamaño.

Desde 2010, ha trabajado como redactor freelance y consultor de marketing. Ha lanzado su propio material y mentorizado a muchos redactores publicitarios.

Roy Furr es el caso del copywriter con formación en psicología que, al no encontrar trabajo en este sector, se hace adicto a la persuasión y a la escritura de textos publicitarios para lograr una acción determinada en los lectores.

Desde 2005 su carrera ha sido imparable.

 

Convirtiéndose en un experto del copywriting

Para conseguir sus primeros trabajos en copywriting, se dieron un par de coincidencias.

En primer lugar, cuando se mudó a la otra punta del país, escribió una carta a una empresa para que le contratara en el departamento de marketing, a pesar de llevar tan solo 4 meses leyendo libros de copywriting.

Lo hizo porque sentía la confianza necesaria como para darlo todo en este camino.

Furr me cuenta en la entrevista detalles impresionantes de cómo pasó de su primer trabajo como copy a ser uno de los más reconocidos redactores del panorama internacional.

 

Fundador de Breakthrough Marketing Secrets es BTMS

Fue una idea que nació en abril de 2014, cuando tras mantener el dominio de su web activo mucho tiempo sin lanzar nada, se decidió a empezar a enviar un email diario.

Fue un paso importante centrarse en lanzar su propia carrera y dejar de escribir para lanzar las de sus clientes.

Empezó con una sola suscriptora, a la que enviaba el correo que luego publicaba en su web como una entrada de su blog y hoy en día es uno de los portales más importantes de contenido de la profesión.

 

Todo esto, y mucho más, lo verás en esta entrevista maravillosa con un copywriter quizás menos conocido en España, pero del que todos podemos aprender mucho.

  • Cómo consiguió un testimonio de Gary Bencivenga

  • Sus experiencias en un evento soñado por todos los copywriters: el “Direct Response Marketing Event”

  • Como aumentó sus tarifas de $ 2,000 a $ 20,000 por proyecto en solo unas semanas.

  • ¡Y mucho más!

Consigue su libro The copywriter´s guide to get paid aquí.

Espero que te haya gustado y si quieres recibir valor a raudales cada día en tu correo electrónico, aquí abajo está la cajita para que te suscribas

Como mejorar tu copywriting deleitándote con anuncios increíbles

Cómo mejorar tu copy con anuncios

Descubre las mejores formas de incrementar tus habilidades como copywriter persuasivo y diferente analizando lo que lleva años funcionando.

 

En este post, me propongo contarte cómo puedes enfocar una de las partes más bonitas de nuestra profesión, la investigación y el aprendizaje, para obtener el mejor rendimiento posible.

Los anuncios que vemos cada día o aquellos que causaron sensación en su momento, están de una u otra forma a tu alcance para que aprendas a partir de ellos.

Como ya te recomendé en otro post de este blog en el que te hablaba del concepto Swipe File, este es un recurso imprescindible para todo copywriter y si no estás creando el tuyo propio ¡deberías empezar cuanto antes!

Analizando piezas tanto clásicas como contemporáneas podrás mejorar las tasas de conversión de todas las piezas de copywriting que generes. También verás cómo se incrementan tus habilidades como redactor publicitario tan solo disfrutando de analizar y aprender de lo que otros grandes copywriters ya hicieron antes.

A continuación, vamos a ver cómo sacar el máximo partido a los trabajos de copywriting que han realizado personas con talento para la creatividad, la originalidad y, sobre todo, la persuasión.

 

Formas de mejorar tus habilidades de copywriting gracias a los anuncios que ves todos los días

La respuesta corta a ese titular es: con anuncios que veas todos los días.

Me refiero, como te decía, tanto a anuncios que se pueden haber hecho recientemente como a piezas clásicas almacenadas a lo largo y ancho de Internet.

Si eres un copywriter en plena formación, como si ya llevas años en el mundillo, seguramente el tiempo de lectura, formación, investigación y reciclaje sea un punto importante de tu planificación. Si no lo es, te aconsejo que encuentres un momento fijo y periódico en tu calendario cuanto antes.

De todos modos, voy a darte una serie de pautas que pueden funcionar como interruptores en tu cerebro. Ponlos en marcha y funciona las 24 horas del día como lo haría un verdadero copywriter.

Toma buena nota de estos consejos y formas de mejorar tus habilidades en copywriting gracias a los anuncios que ves todos los días.

 

Reescribir mentalmente los anuncios que veas

La primera palanca mental que puedes accionar, es ver cualquier anuncio y pensar automáticamente: ¿cómo podría mejorarlo?

Por ejemplo, si estás esperando el bus y tienes delante una marquesina invitándote a pecar antes del fin de semana yendo a McDonald’s o una rebanada impregnada hasta arriba de Nutella, piensa en formas de hacer que la gente anhele ese pecado mucho más de lo que lo haría ahora.

Igualmente, cuando en Instagram o cualquier red social te interrumpa un anuncio piensa en cómo podrías hacer que interrumpiera menos, que se adaptara mejor al contenido orgánico, o cómo estructurar su mensaje para quitarle carga de humo.

 

Tener un Swipe File personal

Este es un consejo que redunda un poco con el post que te comentaba, sobre “Qué es un Swipe File”, que ya publiqué. Pero es que es tan importante, que merece la pena nombrarlo las veces que haga falta.

Puedes tener una carpeta en tu PC o en la nube. Si ves algo interesante: [COMMAND + SHIFT + 4] y captura de pantalla directa a la carpeta. Lo mismo con las capturas de pantalla en el móvil, muy útiles para almacenar contenido desde el Smartphone.

Te recomiendo que guardes todo tipo de ejemplos que creas que son increíbles o que te hicieron tomar una acción como un anuncio, el diseño de una página web, una elección específica de palabras … cualquier cosa en ese sentido.

Una regla para el Swipe File es guardar todo lo que te haga hacer:

  •       Clic
  •       Dejar tus datos
  •       Reír
  •       Decir: ¡Guaaaauuuu!

 

Pensar en los beneficios de todos los objetos y productos que te rodeen

Si hablamos de palancas mentales, una que puede ayudarte mucho a mejorar tus habilidades en copywriting es empezar a convertir las características de todo lo que observas en beneficios.

Más a menudo de lo deseable, cuando las empresas intentan explicar lo que hace su marca, tienden a presumir de las características de su producto o servicio.

Este es el primer paso para resbalar y caer en el pozo del copy de 0,60. Míralo de la siguiente forma:

Característica: “Este software puede analizar múltiples estructuras centrales de datos al mismo tiempo, lo que significa que durante tiempos de carga aumentados, el servidor será estable”.

Esta es la descripción de una función. Sin embargo, los clientes suelen están más interesados ​​en qué es lo que se consigue con esa función. El resultado que va a obtener con el producto o servicio.

Beneficio: “Incluso tu web aparece en la página principal de CNN y genera 300.000 visitas por hora … te garantizamos que no dejará de funcionar”. 

Se trata de explicar la función, pero también indicar por qué ayuda a los clientes (porque a veces no es tan obvio para ellos).

El caso es que puedes detectar todos los anuncios que pululen a tu alrededor e intentar mejorarlos, o analizar cuánto hablan de beneficios y cuánto de características.

 

Mirando algunos ejemplos maravillosos de anuncios de teletienda

Este punto también ha sido ampliamente tratado en este blog, concretamente en el post “Lecciones de Copywriting en los anuncios de la teletienda”.

En él te decía que puedes aprender mucho analizando ejemplos de anuncios de la teletienda actuales y sobre todo los clásicos, o los que ya puedas encontrar categorizados como grandes ejemplos, que funcionaron en su día.

Si no, siempre puedes destriparlos para encontrar los fallos e intentar mejorarlos.

El caso es que los anuncios de la teletienda son la base de las estructuras que usamos hoy en día para escribir en internet.

Esos anuncios son como cartas de venta en formato audiovisual, de los que puedes aprender mucho si los analizas sin prejuicios.

“Las personas interesadas quieren saber si funciona. La gente fascinada quiere aprender cómo funciona “

      Jim Rohn

 

Consejos finales

Hay más, mucho más que puedes hacer para aprender de los anuncios que tienes a tu alcance o que te alcanzan a ti sin que lo pidas. 

Utiliza este bombardeo constante al que estamos sometidos en estos tiempos nuestros para aprender y sacarle partido.

No hacen falta carísimos cursos para desarrollar una mente ágil para la publicidad. 

Solo hace falta pensar mucho y entiendo que eso no se lleve demasiado.

También puedes entrar a The Gary Halbert Letter, donde encontrarás acceso a una gran cantidad de material del propio Gary, en el que se incluyen las Boron Letters, y gran cantidad de anuncios y ejemplos que le molaban al bueno de Gary.

Además, cuando accedas por tu cuenta a los anuncios clásicos que triunfaron en su época, comprobarás como muchas de las reglas del copywriting que tenías asumidas se vienen abajo, porque verás como otros métodos llevan funcionando con éxito desde hace más de 50 años.

Otro ejercicio recomendable es editar el contenido de tu copy para dejarlo en un texto directo y elegante. Logra decir lo máximo con el menor número de palabras posible, a quitar toda la paja que sobra.

Y ya si quieres rematar la jugada con clase y directa a la escuadra, puedes suscribirte a mi newsletter, en la que también encontrarás una aventura atípica en la que caerás por la madriguera del conejo además de encontrar consejos, ejemplos y anuncios analizados con los que mejorar tus habilidades en el mundo del copywriting. 

¿Puede un copywriter vivir sin clientes?

Vivir sin clientes como copywriter

Si no tienes experiencia, clientes, ni portfolio aquí te muestro cómo puedes vivir del copywriting siendo mejor que el 99% de tus competidores.

 

A menudo, cuando se habla de ganarse la vida con el copywriting se termina en el mismo lugar común.

 

Necesitas experiencia para conseguir clientes y necesitas clientes para adquirir experiencia.

 

Esta es solo una verdad a medias.

Digamos que, de esta frase, la verdad es la de: “necesitas experiencia para conseguir clientes”.

Pero la parte de: “Necesitas clientes para conseguir experiencia”, tiene ciertos matices que conviene analizar.

 

Para empezar en el mundo del copywriting, o la fase iniciática de la mayoría de profesionales, la redacción de contenidos no necesitas obligatoriamente experiencia.

Es cierto que, para aspirar a trabajar como copywriter o redactor de contenidos para clientes más importantes, tienes que practicar y perfeccionar tus habilidades para generar tu propia experiencia.

Básicamente, porque ningún cliente con dinero pagará a un principiante, y si lo hiciera, se estaría equivocando.

 

Formas de conseguir experiencia en copywriting sin clientes

Por suerte, la necesidad de contenidos digitales es tanta, que cualquier protocopywriter que quiera de verdad ganarse la vida con ello, puede acceder a pequeños encargos.

Estos pequeños encargos, vienen de parte de clientes que no están dispuestos a gastar mucho.

En plataformas como Lowpost, Textbroker, Fivver, Upwork o en grupos de redactores y copywriters abiertos en Telegram o Facebook, puedes acceder a tus primeros trabajos.

Estos encargos no te harán rico, pero tampoco requieren una gran responsabilidad. Te vendrán de lujo para “echar callo”, conocer el sector y bajar al barro para empezar desde la base.

Conforme vayas ganando en soltura, rapidez y calidad del trabajo entregado, podrás subir tus precios y poco a poco encontrar el punto en el que puedes trabajar a jornada completa escribiendo para sacar un sueldo digno a final de mes.

Pero debes saber una cosa: esto conlleva trabajo. 

Mucho.

Además de sacrificio y constancia a toneladas. Por eso no necesitas ninguna experiencia para empezar, simplemente necesitas disciplina, determinación y perseverancia.

Más allá del trabajo, la perseverancia y todas las formas de empezar a conseguir encargos como redactor o copywriter se deben complementar con acciones formativas para convertirse en mejor profesional.

 

Dando un paso más en tu transformación como copywriter

Si llegas al punto que solo sirve para empezar a rodar y te quedas ahí, te quemarás tarde o temprano.

Porque en estos círculos o comunidades en los que encontrar pequeños trabajos, raramente podrás aspirar a subir mucho tus precios o a encontrar grandes clientes.

Dando un paso más en tu formación como copywriter podrás implementar nuevas técnicas.

Todo eso te dará una visión más completa de la profesión y una vez las hayas puesto en práctica todas, si no te has mentido a ti mismo en ninguna fase del proceso, te permitirán ganarte la vida como copywriter, o como redactor de contenidos bien valorado, sin ninguna duda.

 

Empieza con el curso de copy más barato de la historia

Si quieres ganarte la vida como copywriter y ser uno de los buenos, tarde o temprano vas a tener que leer ciertas obras fundamentales para el sector.

En este post, tienes los libros imprescindibles que necesitas asimilar, para aprender las bases y todas las posibilidades del copywriting.

 

Mejora la publicidad que veas

Con lo aprendido en estos libros, irás teniendo facultades para mejorar los anuncios que encuentres en tu día a día.

Si vas andando por la calle y ves una marquesina, mejora el copy de eslogan. Si abres una revista, o te aparece un anuncio mientras navegas en redes sociales, haz lo mismo. 

 

Cuestiona lo que veas, e intenta mejorarlo.

 

Consigue pequeños encargos

Como ya te he mencionado, la mejor forma de empezar y demostrar lo que vas aprendiendo, es a través de pequeños encargos que no te suponen una gran responsabilidad.

Además, te servirán para adquirir experiencia, trabajar en distintos sectores y puede que, gracias a ello, des con tu nicho de especialización.

 

Crea para ti mism@

Por supuesto, si no tienes clientes, haz unos artículos de blog increíbles, trabaja tus publicaciones en redes sociales y consigue relevancia con tus buenos contenidos.

De esta forma, te prepararás para cuando un cliente te diga que lo hagas para su marca, su tienda online o su web.

 

Escribe anuncios ficticios

¿Ha llegado la hora de postularte para trabajar con un gran cliente y no tienes nada en el portfolio que mostrarle

Por muchos clientes o trabajos que ya hayas hecho, es posible que ninguno se corresponda con lo que él vende.

En ese caso, haz tus propios ejemplos de copywriting para un anuncio, una secuencia de emails o un par de post para blog, aunque sean para un cliente ficticio.

“Casualmente” será muy parecido a su producto o servicio. Y de esta forma podrás mostrar a ese cliente tu calidad en un tema similar al que él va a necesitar.

 

Contacta con una agencia

Otra forma de adquirir experiencia, sobre todo cuando ya has hecho algunos trabajos y puedes asumir más responsabilidad, es contactar con una agencia de marketing.

A menudo, estas agencias contratan a redactores o copywriters independientes para redactar contenidos o post en los blogs de sus clientes

Ganar prestigio con una agencia te da muchos puntos en el mercado y puedes acreditar haber trabajado para una serie de clientes (de la agencia) que, de otra forma, te habría sido imposible captar.

 

Estudia y revisa anuncios clásicos y actuales que sean geniales

Una de las técnicas que también te hemos recomendado en este blog, es la de hacerte un Swipe File. Esto no es más que un archivo (físico o digital) con los mejores ejemplos de copywriting.

Almacena ejemplos brillantes de anuncios, emails, post, publicidad impresa, anuncios de la teletienda, campañas clásicas, etc. 

Internet está lleno y cada día puedes añadir una gran cantidad de contenido a tu archivo de consulta personal.

 

Sigue el método de Gary Halbert.

El bueno de Gary deja un manual paso a paso para seguir y convertirte en copywriter si realmente deseas hacerlo.

Te exige un gran sacrificio, pero como bien apunta al final de la explicación de su método, si lo sigues, serás mucho mejor que el 99% de copywriters que están “ahí fuera” y que, seguramente no habrán hecho todo lo que Gary Halbert recomienda.

 

Aprende a vender

Para ganarte la vida como copywriter vas a tener que aprender a vender. A vender con tus palabras para ser bueno, por supuesto, pero también a venderte a ti mismo, para no quedarte en “un copywriter del montón”.

Saber detectar dónde están tus clientes y sus necesidades para posicionarte como una solución es tan importante como entender que se vende con beneficios y no con características.

Tener grandes habilidades para escribir es inútil cuando no comprendes el lado comercial de ser copywriter.

 

Consigue un/a mentor/a

Por último, pero no por ello menos importante: consigue un mentor. Esta es, de todas, seguramente la forma más rápida y directa de convertirse en copywriter y vivir del copywriting.

Básicamente se trata de encontrar a un profesional que haya logrado aquello que a ti te gustaría lograr, y seguir sus pasos, con su consejo y asesoramiento, hasta que ya puedas volar por ti mismo.

No comprarle un curso de varios miles de euros, sino contratar su mentoría para que te lleve de la mano desde el punto en el que estás, al punto que este mentor te pueda llevar, en este caso, a vivir del copywriting.

 

Como ves, hay muchas formas de empezar a ganarse la vida como copywriter aun sin tener clientes.

Otro consejo increíble, es suscribirse a newsletters que te aporten consejos, trucos y te cuenten todo lo que necesitas saber para vivir del copywriting.

Y fíjate tú, yo tengo una, y muy buena. Si quieres empezar hoy mismo a construir una carrera como copywriter tan fiable como rentable, te recomiendo que dejes tu correo en la cajita de aquí debajo.

CLÁSICOS DEL COPYWRITING [VOLUMEN II] – David Ogilvy

Los copywriters tenemos a David Ogilvy como un auténtico mesías de la publicidad. Prepárate para conocer a fondo la historia del mejor copywriter de todos los tiempos.

david-ogilvy

David Ogilvy nació el 23 de junio de 1911 en la ciudad inglesa de Surrey. Su madre era irlandesa y su padre, un erudito clásico y agente financiero escocés que hablaba gaélico.

En la década de 1920, la familia Ogilvy se vio muy afectada por la Gran Depresión y el pequeño David, el cuarto de cinco hermanos, solo pudo continuar su educación en la escuela preparatoria de St. Cyprian, gracias a que los administradores acordaron que la familia pagara tarifas reducidas.

Sus buenas notas le ayudaron a conseguir una beca en Fettes College en Escocia, la tierra natal de su padre.

Cuando se graduó en 1929, Ogilvy recibió otra beca, esta vez para estudiar historia en Christ Church, Oxford. Sin embargo, sólo completó la mitad de su título y decidió viajar a París para convertirse en aprendiz de chef en el Hotel Majestic.

Aprovechó esta experiencia para aprender el otro lado de la vida, el de trabajar y salir adelante, el de la disciplina, pero también el de la gestión de un negocio.

 

Los inicios de Ogilvy en la venta

Ya en plena década de los años 30, Ogilvy decidió dejar atrás su vida de chef con “salarios de esclavos, presiones diabólicas y agotamiento perpetuo” para montárselo por su cuenta.

¿El primer nómada digital? No, todavía no había ordenadores de uso masivo. En lugar de probar con una nueva profesión de la que nadie te había hablado, se puso a vender estufas de cocina AGA de puerta en puerta ya de regreso en Escocia.

Fue en este curro donde el joven Ogilvy descubrió su habilidad especial para poder vender este y cualquier otro producto a quien fuera, lo que captó de inmediato la atención de su jefe.

Le encargó producir un manual de instrucciones para sus compañeros vendedores. El manual Teoría y práctica de la venta de la cocina AGA se distribuyó en 1935, Ogilvy tenía 24 años. Tres décadas más tarde, la revista Fortune lo calificaría como el mejor manual de ventas jamás escrito.

El contenido comenzaba con esta frase lapidaria:

“En Gran Bretaña hay 12 millones de hogares. Un millón de esos hogares tienen coche. Sólo diez mil tienen cocinas AGA. Ninguna casa que pueda permitirse el lujo de tener un coche puede permitirse el pasar sin una AGA…”

–        David Ogilvy en Teoría y práctica de la venta de la cocina AGA

 

Este es simplemente uno de los maravillosos consejos que impregnaban todo este manual:

 

“Cuantos más prospectos contactes, a más ventas te expondrás y más pedidos obtendrás. Pero nunca confundas la cantidad de llamadas con la calidad del arte de vender”.

–        David Ogilvy en Teoría y práctica de la venta de la cocina AGA

 

La llegada del joven David a la publicidad

Fue el hermano mayor de David Ogilvy, Francis, quien al leer el manual que su bro había escrito, decidió llevarlo a los jefes de la agencia de publicidad en la que trabajaba en Londres: Mather & Crowther.

Cuando estos lo leyeron, ofrecieron a Ogilvy un puesto como ejecutivo de cuentas, que él aceptó encantado. En Mather & Crowther Ogilvy se sintió libre de desatar su creatividad e ingenio para conseguir más ventas.

El primer encargo fue atender al dueño de un hotel que abriría próximamente y que llegó a la agencia con 500 dólares para invertir en publicidad. Este encargo “menor” e insignificante por el bajo presupuesto, fue derivado al recién llegado a la agencia.

Ogilvy redactó una invitación postal, que envió a las 500 primeras personas del listín telefónico. El Hotel se vio desbordado por las reservas el día de la inauguración. “Fue la primera vez que probé la sangre” diría años después un metafórico Ogilvy, que apuntaba a esta historia como uno de los motivos por lo que todo redactor publicitario debería empezar en marketing directo.

 

Tras el parón por la IIGM, crea su primera agencia de en la Avenida Madison de Nueva York

En 1938, Ogilvy convenció a Mather & Crowther de que lo enviaran a los Estados Unidos para estudiar la forma de hacer publicidad allí, en la cuna del consumismo.

En realidad, Ogilvy llevaba acumulando en secreto miles de anuncios estadounidenses, que estudiaba y en los que veía la posibilidad de mejorar.

Su tercera mujer dijo de él: “David es el más inglés de los americanos, y el más americano de los ingleses”.

En EEUU trabajó en el Audience Research Institute de Nueva Jersey con George Gallup, quien se convertiría en una de las mayores influencias de Ogilvy. La investigación meticulosa y la dosis de realidad que tuvo allí, fundamentaría la base del trabajo futuro de Ogilvy.

Cuando estalló la II Guerra Mundial, Ogilvy se puso a trabajar para el Servicio de Inteligencia Británico en su embajada de Washington y también en Nueva York, utilizando sus conocimientos para analizar y hacer recomendaciones en materia de diplomacia y seguridad.ogilvy

Después de la guerra, Ogilvy compró una granja de tabaco en Pensilvania, viviendo entre los amish en una atmósfera de “serenidad, abundancia y alegría”. Sin embargo, no pasó mucho tiempo antes de que este Mad Men se aburriera y volviera a Manhattan para trabajar en publicidad.

En su opinión, todos los anuncios que veía le parecían aburridos, y por eso en 1948, tras convencer para invertir dinero a los socios de la empresa británica en la que trabajaba su hermano Francis -Mather & Crowther-; a Bobby Bevan -de la agencia británica S. H. Benson Ltd.-; y a Anderson F. Hewitt -entonces manager de J. Walter Thompson, crearon Hewitt, Ogilvy, Benson & Mather, que con el tiempo derivaría en Ogilvy & Mather.

Sus primeras oficinas se situaron en Madison Avenue, Nueva York pero David Ogilvy nunca antes había escrito un anuncio.

La filosofía de Ogilvy & Mather se basaba en que la función de la publicidad es vender y que la venta se basa en la comprensión del consumidor. 

Odiaba la idea de considerar a los clientes menos inteligentes que las personas que les vendían. “El cliente no es un idiota, es tu esposa”.

 

Llegan los primeros clientes

La primera cuenta de la nueva agencia fue una empresa de porcelana inglesa, Wedgwood. 

Pero en poco tiempo la agencia contaba ya con la confianza de empresas de la talla de Unilever, General Foods, Rolls-Royce, American Express, Chase Bank, CF Hathaway, International Paper, Lever Brothers, JP Morgan & Co. y la línea de transporte marítimo Orient & Pacific, entre otras. Algunas de estas empresas mantienen, hasta hoy, su relación comercial con la agencia de Ogilvy.

En 1965, Ogilvy se fusionó con la agencia Mather & Crowther, sus patrocinadores británicos. Era ‘la agencia de publicidad británica’ de Manhattan, una empresa de alcance internacional.

Los éxitos de sus primeras campañas le ayudaron a conseguir grandes clientes como Shell, quien le dio su cuenta para toda norteamérica, y Sears, que lo contrató para su primera campaña publicitaria a nivel nacional.

En poco tiempo Ogilvy & Mather se había expandido por todo el mundo y ocupaba uno de los primeros puestos entre las principales agencias. 

Fue nombrado “Sir” del Imperio Británico en 1967 y, desde 1977, forma parte del Museo de la Fama de la Publicidad.

En 1973 Ogilvy trasladó su residencia a Touffou -Francia-, donde adquirió un castillo del siglo XII que restauró para vivir durante sus últimos años.

Tras su retiro como consejero, ocupó el cargo mundial de Jefe Creativo de Ogilvy & Mather entre 1975 y 1983. 

Ogilvy permaneció activo en los asuntos de la compañía como cuando sirvió de presidente de la nueva sucursal de la agencia en la India. 

También pasó un año en calidad de interino de la oficina alemana de la agencia en Frankfurt.

 

 

El legado de Ogilvy

David Ogilvy, orden de las Artes y las Letras de Francia en 1990, publicó varios libros en los que plasmó todos sus conocimientos, filosofía y pensamientos acerca de la publicidad.

Uno de los más famosos es Confesiones de un publicitario, publicado en 1963 y convertido en todo un best-seller para la época. 

Otros de sus títulos son Sangre, cerebro y cerveza, autobiografía publicada en 1973, y Ogilvy On Advertising, publicado en 1983, una obra que recoge sus argumentos, sus mejores campañas y sus consejos para crear una publicidad eficaz y que logre su objetivo final: más ventas.

Algunas de sus campañas con mayor reconocimiento fueron para marcas como Rolls-Royce, con el conocido copy: “A 100 kilómetros por hora, el único ruido es el de su reloj eléctrico”.

Fue el precursor de lo que ahora se conoce como imagen de marca, con “El Hombre de la camisa Hathaway”, o el Comandante Whitehead como símbolo de la tónica Schweppes; también posicionando Dove como “jabón de tocador para mujeres de piel seca”.

Introdujo el concepto de fee en contra de las comisiones como forma de cobrar por su trabajo.

David Ogilvy fallece a los 88 años, después de una larga enfermedad, el 21 de julio de 1999 en su casa de Touffou.

david-ogilvy

Siempre será recordado por su forma de dirigirse al público al que quería vender de manera tan directa y, sin embargo, tan sutil que no se notaba. 

Revolucionó para siempre la industria de la publicidad enseñándonos cómo “vender sin vender”.

Creía en el poder de la publicidad efectiva, basada en los hechos y en los resultados, capaz de comunicar al gran público. 

Fue único en conocer a la audiencia y en entender cómo captar su atención.

Si te ha gustado esta historia y quieres seguir recibiendo contenidos interesantes y valiosos sobre copywriting en tu correo electrónico, abajo te dejo una cajita preciosa para que te suscribas.

A David le habría encantado que lo hicieras para seguir formándote y descubriendo información maravillosa sobre copywriting, publicidad y el arte de la venta. Además, es totalmente gratis.